Prever es prevalecer

Por más claro que tengamos el objetivo, por más motivados que estemos para emprender, depender exclusivamente de nuestra fuerza de voluntad para lograrlo es una invitación segura al fracaso.
La fuerza de voluntad no es suficiente, necesitamos como Ulises en la Odisea “amarrarnos las manos” y prever con anticipación toda tentación que nos hará perder el camino.
Si vamos a bajar de peso, lo más sensato sería comprar víveres con el estómago lleno que vacío; si queremos terminar esa obra, lo mejor sería elegir un ambiente alejado de TV e Internet; si queremos ahorrar, lo mejor sería afiliarse a un sistema de ahorro de pago automático entre otros ejemplos.
Hay que ayudar a la voluntad, hay que tomar medidas para evitar nuestros clásicos errores y acallar la voz soberbia que repite insistentemente “yo puedo hacerlo solo”.

Anuncios

6 comentarios sobre “Prever es prevalecer

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s