Maldita y divertida incomodidad

Independiente de la tarea que estemos haciendo, entre más incómoda sea, más fácil será distraernos de ella, y en ese entuerto, la mente buscará cualquier alivio inmediato: abrir compulsivamente páginas web; vueltas a la cocina o revisar el teléfono por inercia. Cuando hacemos una tarea difícil, el objetivo de la distracción es evitar la sensación de incomodidad, pero la consecuencia es que nuestro progreso se vuelve más lento que un desfile de tortugas.
Transformar lo incómodo en algo desafiante es posible si reinventamos la forma de trabajar dándole un formato de juego. El juego en sí, es una forma de ordenar la realidad; pone límites a nuestros movimientos, acota el tiempo, hay obstáculos y un claro objetivo a la vista. Es increíble ver como niños diagnosticados con TDAH pueden pasar horas concentrados cuando se trata de un videojuego, o tratando de hacer un tik tok. La concentración de rayo láser existe en todos, y despertarla depende de encontrar el lado lúdico a las actividades.
El diseñador de videojuegos y escritor Ian Bogost resume la diversión como “la consecuencia de manipular deliberadamente una situación familiar de una nueva manera”; entonces, en vez de escapar de la incómoda realidad en la que estamos, podemos motivarnos a hacer las cosas si la transformamos en algo diferente, novedoso. No es casualidad que los grandes maestros declaren que su área de competencia es como un juego: el juego de los negocios, el juego del amor, el juego del poder. La entretención y la curiosidad van de la mano; por eso es importante hacer las cosas de manera diferente: porque explorando se llevan a cabo los descubrimientos; porque nos involucra y nos da la sensación de control, y claro, nos mantiene enfocados para terminar ese maldito proyecto que tanto posponemos.

12 comentarios sobre “Maldita y divertida incomodidad

      1. Leer esto me ha dado ánimos de levantarme de la cama e ir a hacer lo que tengo que hacer que me resulta tedioso pero es una obligación. Casualidad antes ya había tenido esta idea de ver las cosas más como un juego el cual debo superar para ganarlo, pero se me había olvidado, y aunque el día está lluvioso, perfecto para estar en cama acurrucado, ya me voy a jugar mi juego. Besos.

        Le gusta a 1 persona

  1. ¡ Muy buena entrada ! Mas por aquello que no debemos hacer; que lo que tenemos que enfrentar en búsqueda de la satisfacción plena de nuestra mente y espíritu. Es por analogía, que en un día gris y lluvioso, creemos en nuestro ser un clima contrario solo jugando con la concentración y visualización creativa. Lo ludico se ha aplicado aun en sugerencias para prevenir el contagio del COVID19. Un abrazo!

    Le gusta a 3 personas

  2. Responsabilidad y amor propio y como tú bien dices una dosis de diversión y (pa delante).
    No sé si tú sabes cocinar, pero sepas o no, alguna vez se te habrá quemado estropeado o pasado de caducidad alguna materia prima, te propongo que pienses en tu escrito.
    Yo ya lo hice anteriormente

    Le gusta a 3 personas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s